martes, 26 de mayo de 2020

Diario del coronavirus 141

Buenos días. Comenzamos una semana más en la pandemia. Algo más relajados los confinamientos.
Diaz Ayuso también parece más relajada. Núñez Feijoo está en plena campaña y no es para él momento de "tontaas". Le toca ahora Moreno Bonilla, salir a la palestra.
Dice su presidente, que Andalucía no entiende. Creo que eso no es así, porque Andalucía si entiende, que en cada fase hay que estar al menos dos semanas, salvo que los datos de la evolución puedan cambiar ese criterio. No es un número de días caprichoso. Se debe a que ese es el periodo establecido para determinar si se producen los contagios del virus. Pasado ese periodo, normalmente, toca evaluar si el control en una provincia es seguro, y puede avanzar su desescalada.
Parece que quien no lo quiere entender, es el gobierno de Andalucía, que como estas semanas de atrás ha estado haciendo el de la Comunidad de Madrid, pretende sacar rédito político, haciéndose la víctima acosada y perseguida, para ver si con ello consigue que sea el pueblo andaluz el que se sienta perseguido. En la forma de entender el populismo desde el PP, si no eres victima de los socialcomunistas, no vendes, y el líder no se fija en ti.
No estamos ante una realidad exclusivamente política, sino ante un hecho epidemiológico. Las limitaciones que se imponen en el estado de alarma y la gestión de la sanidad es lo que está consiguiendo mejorar la situación. Todos han cometido errores, empezando por la OMS, siguiendo por los gobiernos nacionales, continuando por los regionales, y acabando por el último imprudente que se ha contagiado por no respetar las recomendaciones y empeñarse en ir sin mascarilla y no guardar la distancia aconsejada.
Sigo esperando que estos, que se pasan la vida declarándose víctimas de la perfidia gubernamental, aporten alguna propuesta para solucionar el problema, que no sea la de “dimita usted que me ponga yo”. Igual adoptando en su Comunidad las medidas para que las terrazas tengan las mesas a más de dos metros, o para que las personas estén a esa distancia y no una cuarta parte de la recomendada, y sin la protección adecuada, ayudaban a que no sigamos con los contagios. Si las autoridades no hacen su trabajo, y los ciudadanos no actuamos responsablemente será difícil evitar nuevos contagios, y luego podremos quejarnos todo lo que queramos.
A las dos provincias andaluzas que no han estado esas dos semanas en la fase 1, les falta una semana como se señala en las normas de las fases de desescalada. Están por escrito. ¿Qué más explicaciones hacen falta? Igual eso cambia, pero mientras no sea así ¿qué es lo que Moreno Bonilla no entiende?
Vamos que es lunes

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los medios de comunicación en democracia

  Y este comentario es de opinión tras la lectura de los medios de hoy. Que personas de nuestro entorno, gente afable y generosa, tenga asim...