lunes, 11 de mayo de 2020

Diario del coronavirus 114



Buenos días

Rara es la administración que en esta pandemia,  no se ha visto pringada en una compra de material sanitario, en la que ha sido víctima de un engaño, o sencillamente de un robo. Son muchos los buitres que aprovechándose de la crisis buscan sacar tajada con las ventas más diversas de productos que se consideran de primera necesidad.  Y no solo ocurre a las administraciones españoles, sino que esas compras de productos de baja calidad está afectando a otros muchos países.

A la Comunidad de Madrid le vendieron unos test poco fiables procedentes de Holanda. A Holanda, la han engañado en la compra de 600.000 mascarillas a una empresa china, y ahora se han visto obligados a devolverlas, por no cumplir con los estándares de calidad, y al igual que aquí, fueron los propios sanitarios los que denunciaron esa deficiencia en el material que estaban usando. A Chequia le colaron unos test procedentes de China, que tampoco eran fiables, y de los que habían adquirido 150.000 unidades. 

Demasiados buitres acechando en el mercado, sin escrúpulos, e importándoles nada las consecuencias de su negocio para los ciudadanos. Mientras muchas empresas españolas, generalmente pequeñas, se han visto con dificultades para poder ofrecer su producción por ser pequeña y no poder responder a comprar para ellos imposibles de atender. Al final, en la pandemia, también están reinando las multinacionales de este tipo de productos.

En nuestro país, a través de las ayudas que hace años se otorgaban dentro de las iniciativas de innovación y desarrollo, surgieron muchas empresas de este tipo de productos. Muchas de ellas accedieron a los mercados exteriores, pero en cuanto eran catalogadas de serias y responsables, acababan siendo absorbidas por las grandes multinacionales, con lo que estas eliminaban a un potencial rival comercial de futuro.

Al final prácticamente todo se convierte en un monopolio, bien por falta de regulación o de aplicación de la legislación. Posiblemente un descubrimiento que hemos hecho con esta pandemia, es que los estados, y el nuestro en concreto a través del Ministerio de Consumo, tienen mucha tarea por delante. Para empezar, Consumo podría abrir una investigación sobre todas estas empresas, por no llamarles chiringuitos, porque detrás de ellos hay muchas víctimas, ya no solo ortopedias o farmacias españolas, sino administraciones y los propios sanitarios que han utilizado esos productos.

No hace falta esperar a que pase la pandemia, para iniciar ese trabajo. Y en paralelo, toca prepararse por si se produce un rebrote o nos encontramos con una nueva pandemia. Y hacerlo no debe limitarse a disponer de unos stocks de material, sino en favorecer una industria española que sea capaz de abastecer nuestras necesidades en este tipo de material. Hay que cambiar nuestro sistema productivo, porque solo de turismo o de la construcción, no vive un país.

Buen lunes. Empezamos la semana con muchas zonas del país en fase 1 de desescalada. No hay que confiarse, toca ser responsables.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Estupidez

  "Es solo por su estupidez que algunos pueden estar tan seguros de sí mismos". Franz Kafka, escritor checoslovaco. Nunca podemos ...