martes, 7 de abril de 2020

Diario del coronavirus 42


CASI UN TRATADO SOBRE MASCARILLAS
Espero que la recopilación de datos sirva para responder a la curiosidad que tengamos sobre el asunto.
Hasta hace tan solo una semana, instituciones sanitarias como el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Ministerio de Sanidad y los gobiernos de la mayoría de los países occidentales desaconsejaban la utilización de mascarillas (especialmente las caseras) en la población general sana para frenar la pandemia de COVID-19.
Sin embargo, esta postura está cambiando. El CDC ya recomienda las mascarillas caseras para la población general e incluso ha elaborado un tutorial donde se detalla su utilidad y cómo fabricarlas, usarlas y desinfectarlas.
El Ministerio de Sanidad ha sugerido que podría recomendar próximamente el uso de mascarillas a los ciudadanos (como ya lo han hecho otros países como Estados Unidos, República Checa y Austria), mientras el Ministerio de Industria ha compartido una guía para orientar sobre los mejores materiales y fabricación de mascarillas higiénicas.
Mientras tanto se fija un criterio, respondo a la petición de mi amiga Pilar y realizó este comentario sobre las mascarillas.
Generalidades
1 Hasta ahora los consejos eran dejar las mascarillas para las personas que más las necesitan: los enfermos (afectados por coronavirus o por otras enfermedades de riesgo), aquellos en contacto estrecho con personas enfermas y los profesionales sanitarios. Puede que estemos asistiendo a un cambio en esa indicación por parte de la OMS, y que en poco tiempo sea obligatorio para salir a la calle usarlas.
2 Las mascarillas, hasta ahora están aconsejadas solo para personas con tos y estornudos: pero solo resultan eficaces si se combinan con el lavado frecuente de manos con una solución hidroalcohólica o con agua y jabón. Muy importante, no se puede olvidar la higiene de la propia mascarilla, o se convertirá en el principal foco de contagio.
3 Pero hay otro detalle importante a tener en cuenta. En esta pandemia, la transmisión del virus se puede producir por personas infectadas que no muestran ningún síntoma (están, aparentemente, sanas) y, por tanto, si hubiera abundancia de mascarillas médicas, estas se podrían aplicar para evitar la transmisión de virus a partir estas personas. Eso es lo que ahora está evaluando la OMS.
4 Según nuestro Ministerio de Sanidad, las mascarillas solo son útiles para frenar la propagación, si las utiliza alguien que es enfermo respiratorio y personal sanitario.
5 Hay mascarillas de diferentes tipos. Las más comunes son las quirúrgicas. La más protectoras son las FFP2 Estas últimas tienen una especie de prospecto que informa sobre su utilización. Las quirúrgicas se recomienda ponerlas al paciente que vamos a explorar y utilizarlas los sanitarios.
Su uso y las medidas complementarias
A Si en situaciones controladas, las mascarillas caseras son más efectivas que no llevar nada para evitar la difusión de secreciones respiratorias con virus, ¿por qué las desaconsejan entre la población general? La respuesta es : Por la sensación de seguridad que pueden dar y que es falsa.
B Si las personas usan mal las mascarillas y, además, les aportan una falsa sensación de seguridad, que les lleva a relajar las otras medidas para evitar el contagio, pueden causar más daño que beneficio en esta pandemia.
C La mala utilización de las mascarillas es algo muy frecuente: mascarillas que quedan sueltas, que no se esterilizan o se reutilizan cada día, que se ponen bajo la barbilla en contacto con la parte exterior, que se quitan de la cara tocando la parte de fuera... Son acciones que reducen considerablemente el factor de protección que cualquier mascarilla, casera o no, ofrezca.
Espero, en este apartado, haber respondido a los aspectos más interesantes de su correcto uso.
Las mascarillas artesanales.
Debido a la escasez de mascarillas, y mientras se soluciona, creo interesante hablar por un lado de las mascarillas artesanales, y por otro de cómo es posible reciclar las mismas usando sistemas de uso cotidiano en los domicilios.
1 Las mascarillas, confeccionadas de forma artesanal, a partir de diferentes materiales como tela o papel, no están homologadas, ni han pasado ningún control, no tienen garantía de ser adecuadas, por lo que no son las recomendadas para personal sanitario, ni para las personas ya contagiadas.
2 En las mascarillas artesanales, es muy importante la forma de usarlas bien ajustadas. Pero si las que se usan son estas artesanales, deben ser complementarias con otras medidas de seguridad. PERO NO SON SEGURAS.
Cuidados de nuestras mascarillas. Reutilización
A Todas las mascarillas pueden lavarse en una solución de agua con lejía, y su vida media va a depender del número de lavados al que sean sometidas.
B Las mascarillas quirúrgicas y las FFP2/FFP3 podemos reciclarlas con el tratamiento en horno microondas, combinado o no, con vapor de agua generado por el agua colocada en un vaso durante la irradiación.
C En las quirúrgicas es fácil y no es imprescindible pero si aconsejable, que el alambre que tiene en la parte superior para ajustarlas a la nariz de quien la lleva, lo retiremos con cuidado, y una vez sometidas a tratamiento con el microondas lo volvamos a colocar en su sitio. Hay quien este alambre antes de volver a colocarlo lo limpia con agua de lejía o con desinfectante.
D En las mascarillas FFP2/FFP3, hay diferencias apreciables en las resistencias físicas de las membranas en el tratamiento en el horno microondas, y el resto de componentes no se alteran y una vez tratados se encuentran intactos. Si hay que proteger la varilla metálica que tienen para ajustar a la nariz como en las quirúrgicas, aunque en estas es más grande y pude retirarse y luego colocarlo de nuevo, y siempre deben protegerse las piezas de plástico de las válvulas del contacto con el cristal rotatorio del microondas, basta ponerlas hacia arriba, en el microondas durante 2 minutos.
E En cualquier caso, tanto en la irradiación en seco, como en la irradiación y el vapor de agua generado en la propia irradiación, los virus quedarían inactivados durante los tratamientos y se podrían usar de nuevo las mascarillas en varias ocasiones.
F La combinación de la irradiación y el vapor de agua, de temperatura entorno a los 100 ºC, sería probablemente una metodología más efectiva que la simple irradiación, aunque, hay un estudio de 2004 realizado por Elhafi, que indica que tiempos tan bajos como 5 segundos de solo irradiación en horno microondas serían suficientes para inactivar a virus de la misma familia que el Covid-19, y otros virus respiratorios estudiados.
FINAL
MUY IMPORTANTE. Todo lo que acabo de comentar son sugerencias útiles y a valorar si NO SE DISPONE DE MASCARILLAS NO USADAS, y lo normal es que esta situación de escasez ocurra durante el menor tiempo posible y se normalice pronto la distribución mundial de estos materiales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los medios de comunicación en democracia

  Y este comentario es de opinión tras la lectura de los medios de hoy. Que personas de nuestro entorno, gente afable y generosa, tenga asim...