lunes, 11 de febrero de 2013

Reforma Local solo por consenso


 
 
El pasado viernes el Consejo de Ministros aplazó de nuevo la aprobación de la reforma de la Ley de Régimen Local. El pretendido pacto PP-PSOE en esta materia se ha evaporado y son muchos los alcaldes del PP que no ven claro lo que la reforma aborda.

Para entender que habría que reformar, hacer una revisión de la situación municipal en España con carácter general, nos apunta algunas cuestiones claras.

Los municipios están en un momento crítico ante la carencia de recursos suficientes para hacer frente a las obligaciones que han tenido que asumir para mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos. Dar solución a sus problemas requiere un verdadero Pacto de Estado, para colocarlos en el lugar que les corresponde en una Europa del siglo XXI.

Pero si la reforma les afecta a ellos, son los municipios quienes deben ser protagonistas activos de los cambios que se vayan a proponerse y, para ello, deben dotarse de instrumentos de información que les permitan debatir y negociar en condiciones de igualdad y transparencia con las demás instancias del Estado. Esto no está ocurriendo con esta reforma.

Todos los municipios están de acuerdo en que es necesario y urgente garantizar y asegurar a corto plazo, la financiación de las actividades y servicios no obligatorios dirigidos hacia las personas, especialmente los de carácter social, que sólo puede lograrse con un compromiso entre todas las Administraciones responsables. Aquí es el Estado quien decide en solitario.

El borrador que el gobierno propone, plantea tres objetivos que en principio se podrían compartir como son racionalizar la estructura organizativa de la Administración local, clarificar las competencias municipales para evitar duplicidades, y un su control financiero y presupuestario más riguroso. Pero para ello el borrador habla de  coordinación, de eficiencia y equilibrio financiero, pero sobre todo de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera, pero siempre dejando clara una cosa: aquí manda papá estado

Si se ve la propuesta, incluso recoge específicamente que el Estado podrá interponer recurso ante el Tribunal Constitucional, por vulneración de los principios de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera, conforme a lo dispuesto en la Disposición adicional 3ª.2 de la Ley Orgánica 2/2012, de 27 de abril.” Si no me obedeces saco el palo.

La pregunta surge sola ¿donde se queda en esta reforma la autonomía municipal? Y la respuesta que se desprende del borrador es que se va por las cañerías de desagüe. Y es así porque se consagra la intervención de los Ayuntamientos menores de 20.000 habitantes por las diputaciones provinciales que se quedan con los servicios pero que no le arrebatan la titularidad de la competencia municipal. Aquí también lo rechaza PSOE y PP.

Lo citado son cuestiones por acción, pero también hay omisiones. Por ejemplo ni se menciona la llamada deuda histórica contraída por la financiación de actividades y servicios no obligatorios que se ha asumido en años pasados y que ahora esas administraciones que omitieron su cumplimiento, la regional y la estatal, deberían compensar en primer lugar antes de aplicar este corsé que recoge la reforma.

El borrador contempla la posibilidad a los Ayuntamientos de compensar deudas de otras Administraciones Públicas: Estado, Comunidades Autónomas, Seguridad Social, Universidades y otros organismos y entes públicos, pero lo hace de una manera tan generalista que no queda garantizado el sistema contable que lo permita.

Tampoco se aborda un tema fundamental como es la tributación municipal al Estado. No parece de recibo que la iglesia católica pueda aplicarse exenciones y sin embargo los municipios no están exentos del IVA.

Desconozco lo que resultará al final, pero esta reforma que se anuncia sigue reflejando un aspecto que se arrastra desde la transición en nuestro país: la falta de respeto de las demás administraciones para con los Ayuntamientos, que solo se convierten en la administración más cercana al ciudadano cuando estamos en campaña electora, para el resto del tiempo continuar siendo el hermano pobre de la administración, al que por pobre, ni se le escucha.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los medios de comunicación en democracia

  Y este comentario es de opinión tras la lectura de los medios de hoy. Que personas de nuestro entorno, gente afable y generosa, tenga asim...