lunes, 17 de agosto de 2015

18 agosto.- LA BANCA SIEMPRE GANA



La noticia la han publicado varios medios: los bancos han ganado casi tres mil seiscientos millones de euros en el primer semestre del año. Hasta desde la propia banca se afirma que han ganado mucho, porque han aprovechado las medidas de estímulo del Banco Central Europeo para especular con deuda soberana, y han conseguido sanear sus números.

La banca sólita se metió en el agujero sabiendo lo que hacía. Nuestros banqueros, los que luego presumieron de haber avisado a Zapatero de que llegaba crisis, con ello se demuestra que sabían años antes la que se avecinaba. Pero aun sabiéndolo, siguieron otorgando créditos millonarios, seguros de que no podrían cobrarlos porque la crisis estaba ya instaurada. Pero esa banca también sabía que tenían a todos los partidos políticos cogidos en préstamos, y que eso les garantizaba que habría ayudas de rescate si ellos se estrellaban. Y dicho y hecho, acometieron una huida hacia delante más propia de chorizos que de banqueros.

Hoy, unos años después, los bancos se han convertido en los dueños de los países en los que operan, y nuestra banca española también lo ha hecho. Primero consiguieron dinero muy barato y la dedicaron a la compra de la deuda de países soberanos a precios muy bajos. Fue tan sencillo como cambiar el papel tradicional de la banca como prestamista, y convertirse en especuladora que compra y vende deuda. En la España mariana, dimos dinero de los contribuyentes para rescatar a cajas y bancos privados, y luego los grandes bancos compraron a otras entidades previamente saneadas. Hoy sabemos que ya obtienen beneficios, pero también que el gobierno no se atreve a pedirles que devuelvan lo que les dimos.

En el otro plato de la balanza, las estadísticas del INE muestran que nuestros sueldos han caído y que los créditos bancarios no acaban de repuntar. La cuadratura del círculo la tenemos con otro dato: que la cuantía del rescate a la banca (más de cuarenta mil millones de euros), es la misma cuantía en que se han disminuido las ayudas al desempleo. Ahora nadie en el gobierno quiere acordarse del compromiso público de Draghi, al afirmar que las ayudas a la banca procedentes del BCE, tenían como condición hacer llegar el crédito a los ciudadanos, algo que hoy sigue sin cumplirse.

A pesar de este panorama, en el que la banca vive una situación similar a un paraíso fiscal, ni se ha elaborado por el gobierno, ni se ha exigido por la oposición, que se redacte una ley que frene la avaricia voraz de los bancos. La única diferencia apreciable entre los partidos es que el gobierno calla y la oposición protesta, pero aun así, no se propone legislar.

No hay otra solución que no sea una ley que obligue a la banca a solo  dedicarse a su actividad empresarial (que es custodiar depósitos y prestar dinero a empresas y particulares), y que le prohíba terminantemente la especulación en la que hoy está inmersa. De no hacerse pronto, difícilmente van a existir dudas ciudadanas, de que los gobiernos, con independencia del partido que los ejerza, solo legislan en beneficio de los bancos y no en favor de la ciudadanos.

Y parece claro que con estos datos, la única recuperación que el PP perseguía ya está aquí. Los bancos han sido salvados por nosotros los ciudadanos, pero lo que les dimos no lo van a devolver. Ahora además, tenemos que esos bancos han aprovechado la crisis para convertirse en propietarios de los medios de comunicación y así influir en que versiones de los hechos se consideran información. Y por si alguien se desmadra, tenemos la ley mordaza. Todo un éxito para el PP.

Podemos concluir que el gobierno ha hecho perfectamente su trabajo, y a eso Rajoy le llama “gobernar para el pueblo”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Estupidez

  "Es solo por su estupidez que algunos pueden estar tan seguros de sí mismos". Franz Kafka, escritor checoslovaco. Nunca podemos ...